Presidente de Área regresa a la sede de la Iglesia

Presidente de Área regresa a la sede de la Iglesia

Los Duncan dicen que se llevarán preciosas amistades y hermosos recuerdos de su tiempo en Centroamérica

Noticia
                  

Después de servir los últimos cinco años en la Presidencia de Área de Centroamérica de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días – los últimos tres como presidente – el élder Kevin R. Duncan y su esposa, Nancy, regresarán a su hogar en Salt Lake City, Utah, EEUU donde él continuará su servicio eclesiástico en la sede de la Iglesia.

La Iglesia mundial está dividida en áreas geográficas llamadas áreas. En áreas fuera de los Estados Unidos, la Primera Presidencia, el máximo cuerpo gobernante de la Iglesia, asigna Presidencias de Área para presidir áreas seleccionadas bajo la dirección del Cuórum de los Doce Apóstoles, el segundo cuerpo presidente en el gobierno de la Iglesia. Una Presidencia de Área consiste en un presidente y dos consejeros. Un Presidente de Área es típicamente una Autoridad General Setenta.

Los Duncan estaban emocionados de venir a Guatemala y estar aquí estuvo a la altura de sus expectativas. “Hace cinco años cuando se nos pidió que viniéramos a Centroamérica, no teníamos ninguna idea de cuánto nos encantaría. Habíamos oído que se llamaba la tierra de la primavera eterna, que para nosotros sonaba encantadora, pero pronto descubrimos que lo que más amábamos era la gente. Más que todo, vivir entre la maravillosa gente de Centroamérica ha sido uno de los mayores privilegios de nuestras vidas”.

Servir como presidente del Área requirió viajar a los diferentes países de Centroamérica para visitar congregaciones y reunirse con los presidentes de las misiones y otros líderes de la Iglesia.

El élder Duncan dijo que “Los miembros de la Iglesia aquí son tan fieles. Muchos son valientes en sus testimonios y viven el evangelio en palabra y en obra. Ha sido maravilloso ver a muchas más familias volverse espiritualmente y temporalmente autosuficientes. Ha sido una alegría ver a los miembros rescatados y reactivados a través del amoroso alcance de los fieles que aman a sus hermanos y hermanas y los están trayendo de vuelta al redil. Ha sido maravilloso ver el trabajo misional progresar y nuevas estacas creadas. Verdaderamente la mano del Señor está bendiciendo esta gran tierra”.

“También ha sido inspirador ver que incluso aquellos que aún no han recibido las bendiciones del evangelio están en el camino de la rectitud. ¡Qué emoción ver el nombre de Jesucristo en los autobuses y carteleras! Vivir entre un pueblo que cree y honra al Padre Celestial y al Salvador es una alegría suprema. Seguramente hay mucho trabajo aún por hacer entre estas personas tan bendecidas”.

Otra responsabilidad que tenía el élder Duncan era reunirse con líderes gubernamentales, cívicos y religiosos a través del área. Los Duncan dijeron que valorarán esas amistades. “A medida que salgamos de Centroamérica, llevaremos con nosotros preciosas amistades y hermosos recuerdos de nuestro tiempo aquí, y una parte de nuestros corazones permanecerá para siempre en la tierra de la eterna primavera. "

     

    

Nota sobre la Guía de Estilo:Al publicar noticias o reportajes sobre La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tenga a bien utilizar el nombre completo de la Iglesia la primera vez que la mencione. Para más información sobre el uso del nombre de la Iglesia, visite nuestraGuía de estilo.